Método THD ¿Es realmente efectivo para eliminar las hemorroides?

Las almorranas son un trastorno muy habitual entre la población adulta, cuyas causas pueden ser muy variadas, como el estreñimiento, el estrés o la obesidad, entre otros. Sin embargo, poco de esto importa a quien ya las padece, pues estas personas lo único que desean es que desaparezcan cuanto antes. Esto lleva a muchos pacientes a preguntarse si el método THD es realmente efectivo para eliminar las hemorroides.

Se conoce como método THD a una operación mínimamente invasiva en la cual el tejido hemorroidal no se extirpa, de modo que la anatomía del canal anal no se altera en ningún caso, considerándose, de esta manera, una solución al problema menos invasiva. De este modo, se pueden realizar otras operaciones en el canal anorrectal tanto a medio como a largo plazo, preservando aquellas partes anatómicas relacionadas con la continencia.

¿En qué consiste el método THD para curar las hemorroides?

El método THD para combatir las almorranas es una intervención quirúrgica innovadora que se lleva a cabo de forma ambulatoria. Es muy poco invasiva y, además, no resulta dolorosa para los pacientes, lo cual supone una ventaja muy a considerar.

Mediante este método se sutura con puntos quirúrgicos la arteria hemorroidal encargada de transportar la sangre a los denominados paquetes hemorroidales. En ocasiones esta intervención se realiza de forma paralela a la pexia del prolapso muco-hemorroidal, de modo que se vuelve a colocar la mucosa prolapsada a causa de las almorranas, la cual retoma su posición original y ya no es visible. De este modo se alivia uno de los síntomas más frecuentes de los estados más avanzados de las hemorroides, el dolor intenso.

El método THD es especialmente indicado para aquellos pacientes que presentan almorranas de segundo, tercer y cuatro grado. Además, es una de las mejores opciones para combatir de forma efectiva los indicios de esta enfermedad en grados más avanzados, como el sangrado o el edema en la zona anal.

Metodo THD Doppler anoscopio fenestrado autoiluminador

Procedimiento

Esta técnica quirúrgica para combatir las hemorroides acopla la sutura de la arteria hemorroidal a través de la guía doppler con la pexia del prolapso muco-hemorroidal. Se trata de una operación muy sencilla que se realiza de forma ambulatoria con anestesia local.

El médico hace uso de un anoscopio fenestrado autoiluminador. De uno de los extremos de este instrumento sale una sonda doppler, la cual permite identificar con alto grado de precisión las ramas de la arteria hemorroidal que deben ser suturadas. Así, en un primer momento, se deben detectar mediante esta sonda cuáles son las ramas de la arteria hemorroidal superior que serán unidas con un punto de sutura alrededor de la arteria.

A continuación se realiza un lifting de la mucosa que ha sufrido el prolapso, obteniendo así la descongestión y paralizando el sangrado de las almorranas. Además, los paquetes hemorroidales son recolocados en su ubicación original.

Tras la operación

El método THD es una técnica mínimamente invasiva como tratamiento para las hemorroides; no se produce ningún tipo de extirpación de tejido que requiera de una cicatrización y un proceso de curación posterior.

Tras la intervención, es frecuente que el paciente note una sensación de pesadez y malestar localizada en la zona anal debido a la simple introducción del anoscopio. No obstante, los efectos negativos van disminuyendo de manera gradual al cabo de las horas y días. Por lo general, el médico prescribe analgésicos para paliar el dolor y no es necesario ningún otro fármaco o tratamiento de ningún tipo. Una vez transcurridas 48 horas, el paciente puede retomar sus actividades cotidianas.

Las complicaciones de esta operación son muy poco frecuentes. En la gran mayoría de los casos se produce un sangrado muy ligero, el cual remite a las pocas horas de finalizar el la intervención. También es común la urgencia de defecar tras la operación; una condición que también es transitoria.

Se le recomienda al paciente que siga una dieta rica en alimentos con un alto contenido en fibra, así como una correcta hidratación, con el objetivo de favorecer las evacuaciones con heces blandas. De este modo, además, se previene el estreñimiento, una de las principales causas de las almorranas.

La gran mayoría de los pacientes se recuperan de manera satisfactoria de la operación de hemorroides. El riesgo de recaída es muy bajo.

Operación de hemorroides o THD (Desarterialización Hemorroidal Transanal)

Método THD Doppler para eliminar las hemorroides

Del mismo modo que cualquier otra intervención quirúrgica, el método THD presenta una serie de ventajas e inconvenientes para los pacientes. Se explican a continuación de modo detallado.

Pros

La principal ventaja de esta operación es que no se extirpa el tejido hemorroidal, de modo que no se altera en lo más mínimo la estructura del canal anal. Así, el proceso de curación y recuperación es mucho más rápido.
Además, resulta una operación indolora que se realiza con anestesia local y los puntos de sutura se aplican en una zona en la que no hay terminaciones nerviosas sensitivas.

En lo relativo a la propia operación, se lleva a cabo de modo ambulatorio y con anestesia local. El paciente queda hospitalizado y se le da el alta en apenas 24 horas o incluso menos, período durante el cual permanece en observación. Y, por último, el riesgo de recaída es muy bajo.

Contras

El método THD únicamente presenta un inconveniente y es que es un tratamiento adecuado sólo para hemorroides de segundo, tercer y cuarto grado. Por lo tanto, no es una técnica adecuada para aquellos pacientes que presentan almorranas de carácter leve, de grado uno. Aun así, quien sufra de este grado aún está a tiempo de hacer remitir la patología con otros tratamientos poco invasivos.

¿Que alternativas existen al método THD?

Veamos de qué otras maneras podemos poner fin a este problema con intervenciones similares, a continuación listamos las operaciones de hemorroides más efectivas y seguras:

Hemorroidectomía

Una de las principales alternativas que existen en la actualidad a esa operación es lo que se conoce como hemorroidectomía. Se trata de un tipo de intervención que liga de manera integral las arterias hemorroidales y, además, extirpa el tejido hemorroidal sobrante.

Ligadura con bandas elásticas

También se puede optar por la ligadura con bandas elástica de las hemorroides, la cual se realiza en aquellos casos de almorranas de segundo y tercer grado. Consiste en realizar un tratamiento a través de la colocación de ligaduras elásticas. Se trata de una técnica ambulatoria poco invasiva en la que se coloca una banda elástica alrededor de la base de las almorranas, utilizando al anoscopio como instrumento.

De este modo, una vez transcurridos varios días, el tejido se desprende por sí solo por, literalmente, morir al no llegarle sustento; el tejido que forma la base de las hemorroides cicatriza. En este caso el paciente no debe quedar hospitalizado.


¿Conocías esta técnica para eliminar las venas hemorroidales? ¿Sabes de alguien que la haya probado y cuales fueron sus efectos? Danos tu opinión, entre todos ayudamos más!

Si te ha servido de ayuda, comenta y comparte para ayudar a más personas, gracias! 😉

Resumen:
Fecha de revisión:
Artículo revisado:
MÉTODO THD ¿Realmente es efectivo contra las Hemorroides?
Puntuación:
51star1star1star1star1star
¿Nos das 5 estrellas? 🙂
[Total: 2 Media: 5]
Este artículo ha sido revisado por el equipo médico de Hemorroides.club

Comenta y participa

  ◀ Acepto los términos de privacidad

  1. Responsable: Hemorroides.Club
  2. Finalidad: Envío por email de noticias y novedades
  3. Legitimación: Tu consentimiento expreso
  4. Destinatario: Lista de suscriptores alojada en Wordpress
  5. Derechos: Acceso, rectificación, supresión, anonimato, portabilidad y olvido de sus datos